Publicidad
Publicidad

CÓMO HACER CREMA PASTELERA DE CAFÉ

Cómo hacer crema pastelera de café , historia:


La crema pastelera es una preparación con una consistencia, como su propio nombre indica, cremosa. Entre las variantes más conocidas de la crema pastelera podemos encontrar diversas cremas españolas en las que varían los aromas, las proporciones de leche, huevo y harina así como la consistencia final más o menos cuajada.

Así, la crema catalana se sirve en platos individuales de barro cocido, su superficie se espolvorea con azúcar y se quema para formar una delicada costra crujiente.

Las natillas son una especie de crema pastelera untuosa perfumada con corteza de limón y canela.

En el caso del flan, en vez de utilizar sólo yemas, se emplea el huevo entero. La última fase de la cocción se hace al baño maría en una flanera cuyo fondo se ha cubierto de caramelo. Debido a estas diferencias en la elaboración, el flan tiene una consistencia más cuajada que las anteriores cremas.

Y la crema que hoy te propongo, una crema pastelera con un toque de café para esos amantes del café. Una crema pastelera con la que podrás rellenar tartas y pasteles y poner la guinda perfecta a esa comida familiar o con amigos.

Publicidad

Vídeo paso a paso:


Publicidad

Ingredientes


  • 1 litro de leche 

  • Un huevo entero 

  • 200 gramos de azúcar 

  • 30 gramos de mantequilla 

  • 80 gramos de harina 

  • 15 gramos de café soluble 



Publicidad

Cómo hacer crema pastelera de café , preparación:


  • Paso 1

    Lo primero que tenemos que hacer para comenzar con nuestra crema pastelera es veter la leche, la mantequilla, las yemas de huevo (con el huevo entero incluido), ha harina, el azúcar y el café soluble en una cazuela. Pon todos los ingredientes a fuego lento.

     

  • Paso 2

    Remueve constantemente esta mezcla para conseguir que todos los ingredientes se vayan integrando. Es importante también que vigiles el fuego porque el contenido de la cazuela no debe llegar a hervir.

     

  • Paso 3

    Poco a poco se irá formando una pequeña espuma, nuestra crema aún estará muy líquida. Cuando desaparezca esta espuma,  nuestra crema pastelera estará lista. Será el momento de echar la crema pastelera en un bol y dejar que se enfríe y siga cuajando. Cuando esté totalmente fría, métela en el frigorífico hasta que necesites utilizarla. 

     

Publicidad

Usamos cookies propias y de terceros que entre otras cosas recogen datos sobre sus hábitos de navegación para mostrarle publicidad personalizada y realizar análisis de uso de nuestro sitio.
Si continúa navegando consideramos que acepta su uso. OK Más información