Publicidad
Publicidad

SANDWICH DE PATATA, JAMÓN Y QUESO

Sandwich de patata, jamón y queso, historia:


¿A quién no le gusta un sandwich de jamón y queso? Es una de las tapas o las cenas rápidas que encontramos con más frecuencia en los bares españoles. Pero este sandwich no es el tradicional. Y es que no está elaborado con pan de molde, sino con láminas de patata semicocida. Un plato que puede servir como cena, como entrante, como merienda o incluso como desayuno. Además, seguro que encanta a los más pequeños de la casa. 

Es, además, una receta muy sencilla, para la que sólo tienes que tener especial cuidado a la hora de cortar las láminas y de colocar bien el jamón y el queso. 

El origen del sandwich es inglés. Al conde de Sandwich le gustaba comer mientras jugaba a las cartas, así que necesitaba un plato que no le ensuciase los dedos.Un día que estuvo 24 horas seguidas sin levantarse de la mesa de juego, pidió un poco de carne entre dos rebanadas de pan y así nació el archiconocido sandwich.

Es una de los productos de comida rápida por antonomasia. Eso sí, procura no abusar, porque no es el plato más adecuado para una dieta. 

 

Publicidad

Vídeo paso a paso:


Publicidad

Ingredientes


  • 12 rodajas de patata cocida (2 por sandwich)

  • 6 lonchas de jamón cocido o jamón curado (1 por sandwich)

  • 6 lonchas de queso (1 por sandwich)

  • Harina

  • Huevo

  • Pan rallado

  • Aceite para freír



Publicidad

Sandwich de patata, jamón y queso, preparación:


  • Paso 1

    Comenzamos cociendo las patatas con abundante agua y sal. Cuando estén cocidas y frías, las pelamos y las cortamos en láminas de medio centímetro. Ponemos en una lámina una loncha de queso y otra de jamón y la tapamos con otra lámina. 

     

  • Paso 2

    Con cuidado, pasamos estos sandwich de patata por harina, pan rallado y huevo.

     

  • Paso 3

    Los vamos fríendo en abundante aceite y cuando se vayan haciendo los sacamos a un plato con papel absorbente para eliminar el exceso de grasa. 

  • Paso 4

    Los vamos fríendo en abundante aceite y cuando se vayan haciendo los sacamos a un plato con papel absorbente para eliminar el exceso de grasa. Una receta rápida y deliciosa. 

Publicidad

Usamos cookies propias y de terceros que entre otras cosas recogen datos sobre sus hábitos de navegación para mostrarle publicidad personalizada y realizar análisis de uso de nuestro sitio.
Si continúa navegando consideramos que acepta su uso. OK Más información